ArtículosDestacadoSiria/Oriente Próximo

Lloro y Mato/Terrorismo sionazi contra autodefensa Palestina

(En la Operación Plomo Fundido), Israel fijó Gaza como objetivo para recuperar (tras la guerra del Líbano) su capacidad disuasoria porque no corría ninguno de los riesgos que implica una guerra convencional; Gaza se convirtió en objetivo porque estaba básicamente indefensa. El hecho de que Israel recurriera al terror puro rebela su declive relativo como potencia militar.

Párrafo del libro Método y locura. La historia oculta de los ataques de Israel en Gaza. Autor el profesor Norman G. Finkelstein. Editorial Akal.

• Desanimar, desorientar, dividir, crear un estado de confusión general conduce a la paralización, a deprimir las fuerzas que resisten. En ésto se pierde de vista la legitimidad, el derecho, … y la moral de lucha ante la aberración. Israel, el ente financiero armado sionazi, en todas y cada una de las agresiones a Gaza ha pretendido vengarse de su pérdida de guerra en Líbano y su incapacidad para continuar su conquista en los países del entorno, y así ensaya armas que luego pone a la venta con el anuncio de haber sido probadas en combate, pero también procura una destrucción tan profunda que se haga dificilísima la recuperación de la economía, la sociabilidad y el sentido nacional del territorio y que sirva como amenaza de contención a los pueblos del entorno. La agresión, y en el imperialismo la agresión es la mayor barbarie para crear el terror en los pueblos y que no se atrevan a responder al terrorista, está escrita en la ficha histórica de lo que se hace llamar Israel como el ejemplo de lo que es en sí mismo hoy; pero además no sólo hoy, el ente financiero militar es el ejemplo paradigmático de organización terrorista porque su ficha contiene su antecedente y su presente. Se constituyó sobre las bandas terroristas que se unieron para el asalto que produjo la Nakba, y desde entonces, hasta la última batalla del mes de mayo pasado, se ha hecho ver tal cual ante el mundo. Cientos de mártires Palestinos, miles de heridos, y un grado de destrucción que recuerda la destrucción causada por los nazis.

• Los sionazis, en un vídeo en el que un sionista da una clase a alumnos de geoestrategia declaraba que el terrorista y el guerrillero son el mismo terrorista. Durante toda la existencia del colonialismo, del imperialismo en todas sus formas y una de ellas el sionazismo, han hecho propaganda de que el que se defiende contra ellos es un terrorista. Ante semejante ocultación hay que dar su significado a cada término: el terrorista procura el terror en las poblaciones, y el guerrillero tiene un soporte popular y lo hace frente al invasor, pone en práctica mecanismos que procuran la defensa del pueblo agredido. El terrorismo practicado por los sionazis se inicia con la ocupación de Palestina. La Resistencia, armada y pacífica, ante un ocupante, un invasor, es tratada como legítima en el Derecho Internacional, los acuerdos de las Naciones Unidas contra el colonialismo. No hay confusión posible. Pero sí, lo que es cierto es que el ente israelí, el régimen neocolonial sionazi, ha manejado siempre el lenguaje siguiendo las enseñanzas de Goebbels: mentir sistemáticamente, culpar al otro de los crímenes de uno mismo, llorar siempre para influir en la subjetividad de los demás, corromper a otros explotadores y sumarlos a él, y mientras tanto, continuar asesinando bajo el manto de un sufrimiento en la 2ª Guerra Mundial que se atribuye a sí mismo, aunque lo sufrieron muchos otros, incluyendo a los de religión judía, que no es el caso de los fundadores del sionismo hoy crecido como sionazismo, pues como sección del nazismo formó parte de su accionar entonces. Fue su práctica, y esa es la misma acción que emplean, como también emplean las mismas leyes, disponen de 65 leyes racistas, crean guetos, practican el apartheid, y buscan los mismos objetivos expansionistas. Comenzaba diciendo que: el régimen neocolonial sionazi, ha manejado siempre el lenguaje siguiendo las enseñanzas de Goebbels.

• Desde Oslo hasta los últimos días del mes de mayo que hemos pasado, la construcción de la unidad de la Resistencia Palestina al ocupante se venía madurando día a día, apartando las divisiones que produjo aquella firma ignominiosa de 1993 en la capital de Noruega. Los sionazis comprometieron a la que llamaron Autoridad Palestina en su protección, lo explica con detalle el profesor Norman G. Finkelstein en su libro Gaza. Los dirigentes de la entidad financiera militar se felicitaban por el compromiso de los corruptos en el campo palestino que se ofrecieron como tapón a la rebelión popular, a la Intifada, que se había levantado en 1987, y la desalentaron, desdibujaron la esperanza, la propaganda nazi horadó a los débiles y les infundía el espíritu colaboracionista intentando crear una atmósfera de rendición entre el Pueblo.

• Pero lo que generó fue desorientación, creó división, exclusividad social para los firmantes de Oslo, y lucha interna entre Palestinos, pero nunca rendición.

¿Dónde se había quedado la comunidad de lucha contra el nuevo ocupante colonial? La clase dominante palestina intrigó en Oslo, difundió con entusiasmo propio el programa disuasorio imperial lanzado por las grandes agencias del imperio: diálogo, sentarse a discutir, entendimiento entre partes, se hablaba de no poner condiciones, a la invasión neocolonial se la llamó conflicto, ¿qué más podían pedir los sionistas? A renglón seguido sionistas y la guardia de los dialogantes atacaban a quienes se atrevían a demostrar que los colonialistas no son precisamente los que representan ni a la justicia, ni a la igualdad, sino todo lo contrario, y que sólo era propaganda sionazi que, difundida por sus medios masivos, ocultaba la realidad neocolonial, lo que hacían: expulsar a la población Palestina de su propia tierra, perseguirla, instalar asentamientos con cientos de miles de colonos, hacer prisioneros y encerrar entre muros de separación a los pueblos resistentes, martirizarlos, negar el Retorno a los refugiados, reafirmarse en el desafío al mundo con el desprecio por el Derecho y la Ley internacional, hacerse con el país pisando la sangre de cientos de miles de Palestinos y Palestinas, así iban haciéndose pasar por lo que no son y han llegado a comprar a los regímenes árabes más retrógrados para establecer alianzas internacionales que les sirvan de trincheras.

• La solidaridad sufrió igualmente desgarrones y perdió potencia de voz, hasta en numerosas ocasiones por mandato sionazi fue acusada de antisemita, justo por ser semita, por defender a los pueblos semitas, empezando por el Palestino, frente al sistema neocolonial nacido de lo peor de Europa y apoyado ahora por sus regímenes con ansias de volver a los lugares de los que habían sido expulsados, y en éste momento teniendo como pilar principal a EEUU. El Pueblo Palestino en su conjunto era el que sufría con la traición de los corruptos, y ahora debía reconstruir su cuerpo entero y su imagen combatiente por la independencia y la soberanía en base a la unidad en la lucha, en la unidad por Palestina, demostrarse a sí mismo que los años pasados no han desecho la esperanza, la Patria, que los años transcurridos desde Oslo ya no van a sumar más, que la Resistencia se ha hecho mayor de edad, que lo común siempre es lo primero. El cambio, todos somos Palestina, nos enseña a apartar a los corruptos, nos enseña a no dejar paso a la división, a estar por encima de los intereses particulares, nos enseña la importancia de poner por delante la lucha antiimperialista para alcanzar el triunfo. Con esa bandera se ha hecho que Palestina pase a primer plano de actualidad internacional, y se hunda al sionazismo por antidemocrático, viejo hijo del nazismo y racista antisemita.

1 Comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.