Artículoscrímenes de EEUU contra la humanidadDestacadoImperialismo e Internacionalismo

EEUU, el terror como oficio. Cuba, el Humanismo como oficio (3)

(Continuación de EEUU, el terror como oficio. Cuba, el humanismo como oficio (2))

. Me he marchado de la casa del asesino con las palabras que no hay que olvidar, las palabras del gran Fernando Martínez Heredia en el libro El ejercicio de pensar. Editorial Ciencias Sociales: … Examinar las raíces de la cuestión puede ser el primer paso para comprender mejor su significación concreta actual.

¿Nos podemos preguntar si hay una estrategia que busque algún fin en los actos ordenados por cada uno de los regidores de EEUU? En un artículo de hace tiempo recogía lo escrito por Yuri Káshlev en su libro El imperialismo de la información:

El imperialismo ha creado un aparato gigantesco de propaganda y expansión ideológica y cultural que agrupa, de un lado, las poderosas corporaciones de radio y televisión, pertenecientes al capital privado, las agencias telegráficas, las editoriales, la prensa, la industria del cine, etc., y del otro, los servicios gubernamentales especiales de propaganda y la actividad subversiva contra otros países. En toda esa esfera están concentrados enormes fuerzas y recursos: centenares de miles de propagandistas a sueldo, potentes bienes de equipo y asignaciones que alcanzan miles de millones de dólares.

¿Por qué la clase gobernante del imperio no ahorra dinero cuando se trata de actividades ideológicas y propagandísticas a escala internacional?

¿Cuáles son los objetivos estratégicos de esa actividad del imperialismo?

https://culturayresistenciablog.wordpress.com/2017/03/31/historia-sin-fin-los-planes-de-hypermedia-para-cuba-por-ramon-pedregal-casanova/

. En EEUU, el terror como oficio. Cuba, el humanismo como oficio (2) cerca del final exponía lo que caracteriza las Guerras de 4ª y 5ª Generación y la importancia total de los medios de difusión para desgastar psicológicamente, deshacer el espíritu de identificación con los iguales, y hacer que se desprecie la esperanza propia en nuestra cultura para desear la huida al campo ideológico que impone Hollywood. Recojo las palabras del doctor y escritor Carlos Midence en su libro Las complejas relaciones entre Estados Unidos y América Latina: Cuando hablamos de colonización de la subjetividad nos referimos a que, mediante estos mecanismos (medios, fundaciones, generadores de opinión, denominados expertos, centros de investigación, internet) se construye una realidad, se manipulan datos, hechos, a la vez que se producen e imponen sentidos y saberes que funcionan como verdades absolutas. Este aparato se constituye en la denominada opinión pública, en los portadores de la verdad. Una verdad que crean, adjudican y trasladan las elites militares, políticas, económicas y culturales que son las que determinan el sistema imperial/colonial/capitalista estadounidense. … Debemos mencionar también el aspecto religioso como otra forma de dominio. Esto tiene su fortalecimiento en toda la región desde los años 60 del siglo XX, con el propósito de contrarrestar la incidencia de la Teología y la Filosofía de la Liberación. Tal elemento fue legitimado por el informe Rockefeller en 1968, creado por John Rockefeller III, donde, entre otras cosas, se decía que “la iglesia ya no era un aliado para Estados Unidos”, pues consideraba esas nuevas posiciones cercanas al comunismo. En 1969 fue más allá asegurando que era preciso reemplazar el catolicismo por “otro tipo de religión”. Así pronto las iglesias estadounidenses, comenzaron a expandirse con el apoyo económico gubernamental y la CIA. … Sobre la construcción de su verdad para imponerla en el mundo, Hollywood nos aclara el autor: El cine hollywoodense ha acompañado la retórica imperial colonial: … , Hollywood ha contribuido con billones de dólares en forma de bonos de guerra: ninguna otra industria regaló tanto al gobierno ni recaudó tanto como el cine, dice Edmon Roch. … en lo que respecta a guiones, asesoramiento, documentos para la producción de sus películas y, paradójicamente, el ahorro que implica para sus producciones colaborar con el Pentágono. Para conseguir esto último, explica David Robb en Operación Hollywood, “lo único que debe hacer es enviar copia al Pentágono de los guiones para su aprobación e introducir los cambios sugeridos” Este mismo autor comprueba cómo esta industria ha sido cómplice de la implacable campaña llevada a cabo por el ejército “para manipular de manera encubierta nuestras opiniones sobre política internacional, la historia estadounidense, la naturaleza de la guerra y, por encima de todo, la imagen del propio estamento militar estadounidense.

. Recuerde las palabras del general yanqui sobre los medios periodísticos, todos esos que financian las corporaciones con sello del gran capital, el general en la guerra de Irak declaró sobre ellos, no es el cuarto poder, es el cuarto frente. La insistencia de un lenguaje que alaba al fuerte y agrede al débil son bombas contra la conciencia social de clase, si consiguen herirla o matarla equivalen a las balas que tiran a matar, a parar el corazón. Les dejo aquí varios artículos de la prensa imperialista en los que se hace referencia a la importancia que el gran capital da a la falsificación de la verdad para matar la conciencia, son sus palabras:

Lucian Truscott, escritor licenciado en West Point, acaba de publicar un artículo de opinión en el New York Times, en el cual escribe: «En Irak, la administración de Bush ha convertido a los medios en un arma de guerra; mediante la información, logra atormentar e intimidar a los líderes militares iraquíes». Al no obstaculizar el acceso a las imágenes difundidas por la televisión norteamericana, envían un mensaje «sencillo y directo: Ríndanse. La oposición no tiene esperanza. Si no nos creen, sólo miren la televisión».

El caso de los periodistas adheridos a las unidades regulares no debería presentar riesgos excesivos, como lo indican las palabras de David Bloom, corresponsal de NBC News, registradas por el International Herald Tribune: «Estos soldados han sido maravillosos con nosotros. Han hecho todo y cuanto les hemos pedido, y nosotros estamos tratando de devolverles el favor haciendo todo y cuanto ellos nos pidan».

«La Gramática es la primera operación secreta importante en cualquier guerra», observa la lingüista australiana Dra. Annabelle Lukin, citada por el Sydney Morning Herald. Estos periodistas pueden, llegado el caso, difundir noticias que desagradan. Con el fin de controlar estos desbordes, la Casa Blanca creó una Oficina de Comunicaciones Globales, encargada de coordinar todo lo que se le informa a los medios, de entregarles diariamente citas fáciles de usar, imágenes conmovedoras y análisis correspondientes a la visión del Presidente y de su círculo más cercano.

«Estamos aquí para la coordinación diaria, la planificación a mediana escala y la estrategia general. Trabajamos en los tres temas cada día», ha declarado recientemente en el Washington Post, Tucker Eskew director de la Oficina.

. El imperio se hace imperio sobre aquellos que son vulnerables, y no entra en su cuenta la muerte que causa, ese momento de empatía le pondría en la renuncia misma de sus actos y la condena de ellos. Un ejemplo de su gran mentira (sigamos conociendo la Historia, recojo otro acontecimiento), en el libro de Christopher Hitchens que titula Juicio a Kissinger, entre las explicaciones advierte que la legislación internacional permitiría procesar a Kissinger por crímenes de lesa humanidad en Indochina, por lo que no puede salir de EEUU, expongo un párrafo como ejemplo de lo que significa la guerra como mentira y crimen para individuos como éste:

En el otoño de 1968, Richard Nixon y algunos de sus emisarios y subalternos se propusieron sabotear las negociaciones de paz en Vietnam que se celebraban en París. Eligieron un método sencillo: aseguraron en privado a los dirigentes militares sudvietnamitas que un inminente régimen republicano les ofrecería un mejor pacto que un gobierno demócrata. De este modo debilitaron las propias conversaciones y la estrategia electoral del vicepresidente Hubert Humphrey. La táctica “funcionó” en un sentido, pues la junta sudvietnamita se retiró de las negociaciones la víspera de las elecciones, destruyendo así la “plataforma” de paz” que los demócratas habían utilizado para su campaña. No “funcionó” en otro aspecto, ya que cuatro años después la administración Nixon puso fin a la guerra en los mismos términos que habían sido ofrecidos en París. La razón del mortal silencio que todavía envuelve esta cuestión es que, en esos cuatro años intermedios, unos veinte mil norteamericanos y un incalculado número de vietnamitas, camboyanos y laosianos perdieron la vida. Es decir, la perdieron más inútilmente aún que todos los muertos hasta aquel momento. El impacto de esos cuatro años en la sociedad indochina y en la democracia norteamericana escapa al recuento. El principal beneficiario de la acción encubierta, y de la matanza subsiguiente, fue Henry Kissinger. Como vemos, el imperio, los dueños del complejo industrial-militar-financiero- tecnológico, emplea la mentira como columna que incentiva la guerra.

. El próximo 4 de julio se cumplirán 245 años de la fundación de EEUU sobre trece colonias inglesas. Desde ese mismo día ¿a cuántos seres humanos ha asesinado el aparato colonizador hoy imperialista?, con lo que nos cuenta Howard Zinn en las primeras líneas nos hacemos una idea general, pero hay que tomar nota de la estimación que han hecho los investigadores después de terminar la segunda guerra mundial: EEUU, el complejo industrial-militar- financiero ha creado desde entonces 58 guerras a lo largo y ancho del mundo, y su brazo militar, solo el militar, no contamos los asesinatos por hambre y enfermedades causadas mediante los bloqueos económicos-comerciales-financieros, tan solo su brazo militar ha matado a 50.000.000 de personas (cincuenta millones).

El espíritu que asiste en semejantes criminales queda expuesto en las órdenes y teorías de uno de sus generales en 1862, William T. Sherman, al que el ejército norteamericano considera recuerdo tan glorioso que ha dado su nombre a un célebre carro de combate, fue uno de los primeros civilizados en comprender ciertas exigencias de su cultura, y escribía … a un hermano suyo senador:

Hemos de actuar contra los sioux con vengativa seriedad, hasta su mismo exterminio, de hombres, mujeres y niños. Ninguna otra cosa llegará a las raíces de este caso … Cuantos más podamos matar este año, menos tendremos que matar el año que viene, pues cuanto más veo a estos indios, más me convenzo de que hay que matarlos a todos o mantenerlos como una especie de pobres.

Del libro titulado Sobre Gerónimo. Autor: Manuel Sacristán Luzón. Edición de Salvador López Arnal. Editorial El Viejo Topo.

. Siguiendo en la Historia los pasos de la élite que aplaude a éste asesino, encontramos que los nazis, con Hitler a la cabeza, estudiaron y aplicaron las teorías sobre exterminio indio y sus tácticas y estrategias para su realización en la guerra expansionista por Europa, … el nazismo se actualiza en el sionazismo, guerra contra Palestina por el expansionismo, son los sionistas que asumen el pensamiento de Theodor Herzl, guerra sionista que levanta el racismo como su Ley Nación, matanza y ocupación territorial impulsada por los financieros Rothschild y su ristra de dueños de dinero del mundo, aplicadas primero por Ben Gurión y hoy por Netanyahu, siguiendo las teorías racistas de exterminio de Sherman en Palestina.

. ¿Es la política exterior de la clase gobernante en EEUU? No, también para los de dentro de EEUU aplican la misma, como se ha podido leer en EEUU, el terror como oficio. Cuba, el humanismo como oficio (1 y 2). De los numerosísimos ejemplos de terror racista y clasista del régimen en el interior de EEUU, señalo uno que hace transparente la voluntad que lo asiste: días antes de que Trump pasase el testigo a su continuador, el conocido como el más mentiroso del imperio, dio la orden de matar a varios presos, quería dejar su impronta en la historia, y lo cumplió: el 19 de noviembre fue un afroamericano; el 6 de diciembre, Día Internacional de los Derechos Humanos fue ejecutado otro afroamericano; al día siguiente, el 7 de diciembre, el régimen ejecutó a otro afroamericano, éste, además, estaba diagnosticado como un trastornado mental; el 12 de enero de 2021 los verdugos mataron a una mujer que también estaba diagnosticada como enferma mental; el día 14 de enero por orden del régimen estadounidense fue ejecutado un disminuido psíquico; el día 15 se llevaron la vida de otro afroamericano. ¿Qué decía Biden?: durante toda su vida política había mantenido la pena de muerte, hasta en 1994 promovió la Ley contra el crimen, por la que podían ser ejecutados por alguno de los 60 tipos diferentes de delitos que catalogaron. Ahora bien, en la campaña electoral se declaraba contra la pena de muerte, ¿a qué era debido?: a que entonces la inmensa mayoría de la población estadounidense manifestaba en las encuestas que estaba en contra. El promotor de la Ley contra el crimen se manifestaba en contra, ¿pero ha eliminado la pena de muerte en el tiempo que lleva de gerente de los intereses del gran capital internacional?; debemos atender a un dato más: el llamado Partido Demócrata, una parte del bipartido del capital, mantiene oficialmente que aprueba la pena de muerte, … y solo condena su uso arbitrario. No hace falta que les diga en que se basa la hipocresía: Fingimiento de cualidades o sentimientos contrarios a los que verdaderamente se tienen o experimentan. Y no he mencionado la despreocupación de la clase dirigente por el sufrimiento y muertes causada por la Covid-19 en la población estadounidense, pueblo que tiene sobre sus hombros un estado en bancarrota y cuyos servicios públicos han dejado su sitio a la libertad de explotación de los seres humanos en todos los ámbitos, los datos al respecto conocidos hoy son los siguientes: más de 525.000 muertos y más de 29.000.000 (veintinueve millones) de infectados, a esa despreocupación pueden sumarle la que causa en la gran burguesía imperial los que se mueren de frío en Texas tras la paralización de las centrales energéticas, el robo social, eso si es social, por devolver la luz a los hogares, la misma despreocupación se encuentra hacia los millones de personas que viven a la intemperie o en tiendas de campaña y campamentos de chabolas, o la más absoluta inhibición por los 40/50 millones de pobres que ya había y cuya cifra se ha visto en pleno crecimiento con la crisis, el desprecio por los niños de familias inmigrantes que han metido en jaulas, el cómo les interesa más la venta de armas entre su población que las matanzas de ésta a causa de los tiroteos, y, a esos mismos dueños, les parece oportunidad de negocio tener el mayor número de presos del mundo, porque las cárceles son privadas en su mayoría y a las que el estado paga, y porque los presos trabajan para ellos. Y el dólar hueco, papel sin valor, y a punto de ser sustituido por otras monedas, ya lo es en los intercambios de cada vez más países. La pérdida de zonas de influencia comercial se hace notar hasta en Europa pues mientras las compras de ésta bajan con EEUU, van subiendo más y más con China. La bancarrota del imperio le hace más y más agresivo contra todo el que tiene algo que le hace falta para sostenerse a flote, y contra el país cuya existencia soberana y organización social le cuestiona. ¿Para qué es valiente el capitalismo? Para mentir, engañar y robar, ha declarado el Secretario de Estado de EEUU. Examinar las raíces de la cuestión puede ser el primer paso para comprender mejor su significación concreta actual.

(Continuiará en EEUU, el terror como oficio. Cuba, el humanismo como oficio (4))

1 Comment

Comments are closed.